¡El siguiente programa inicia pronto!
¡Regístrate AHORA!

mayo 4, 2020

LAS 7 ACTIVIDADES QUE NUNCA DEBES DE DELEGAR COMO DIRECTOR GENERAL

¨Los operadores del negocio sudan y reaccionan, los verdaderos dueños de negocios piensan y planean¨

Keith Cunningham

Se habla mucho de todo aquello que un Director y dueño de su propia empresa debe de delegar pero muy pocas veces se habla de aquello que no debe de delegar debido a que es la fuente principal del valor que genera para la empresa.

A continuación te quiero compartir las 7 actividades que no debes de delegar nunca en tu rol de empresario, así podrás enfocarte en desarrollar cada una de las siguientes habilidades, ya que el desarrollo de las mismas te harán ser mucho más estratégico/a y mucho menos operativo/a.

Recuerda que el rol principal de un Director General es tomar las decisiones correctas que le permitan por un lado evitar riesgos y por otro lado generar continuidad del negocio en el tiempo. Para lograr esto necesitas implementar las siguientes actividades:

1.- GENERAR LA VISIÓN DE LA EMPRESA.

Tu Rol más importante es lograr entender en donde está tu empresa ahora (Punto A) y crear una visión de dónde te gustaría que estuviera en el futuro (Punto B).

Un gran reto para todo dueño de negocio es, poder ser brutalmente honesto para saber realmente en dónde está ahora, pues el punto en el que se encuentre la empresa en la actualidad, define en muchos sentidos la estrategia a seguir; por ejemplo, si quieres ir a Nueva York pero tu punto de partida es la Ciudad de México o Berlín, hace que se requiera un plan diferente dependiendo en dónde empiezas.

2.- IDENTIFICAR LOS PRINCIPALES OBSTÁCULOS EN EL CAMINO.

Una vez que has creado una visión para tu negocio, siempre aparece un obstáculo o problema que dificulta el proceso para llegar a donde quieres estar. A veces, este obstáculo es la carencia de un nicho de mercado definido, tener los productos o servicios adecuados, o de no contar con la estructura requerida para poder agregar valor al cliente.

El Rol del Director General siempre es lograr entender y articular el principal cuello de botella de tu negocio.

3.- DISEÑAR UN PLAN DE ACCIÓN.

Una vez identificados los obstáculos es necesario crear un plan de acción en conjunto con el equipo Gerencial para poder superar los obstáculos y acercarse a la visión. Tener un plan ayuda a simplificar el enfoque y a simplificar la ejecución. Cuando no hay un plan todo es importante y el equipo se la pasa acabando fuegos en la operación y eso hace que se desperdicien muchos recursos.

4.- ALINEAR AL EQUIPO EN FUNCIÓN DE LAS PRIORIDADES.

Todo plan e iniciativas de acción consumen recursos por lo que el rol del Director es alocar los recursos (tiempo, dinero y esfuerzo) de tal manera que permita que el negocio se mantenga a flote (mantenga la operación) y simultáneamente vaya superando el obstáculo que está deteniendo a la empresa para lograr la visión. Usando una metáfora digamos que el Director General debe de planear el desayuno de mañana mientras se asegura que se está cocinando la cena de la noche, por lo que definir las prioridades y comunicárselas al equipo es fundamental para lograrlo. Un equipo alineado en las prioridades es un equipo que ejecuta eficientemente.

5.- CONTRATACIÓN Y DESARROLLO DE JUGADORES ¨A¨ EN TU EQUIPO.

El calibre de tu empresa depende del calibre de tu equipo. Tener grandes jugadores en tu equipo es aquello que te permite liberarte de la operación y sólo así podrás tener un crecimiento sostenido. El éxito de tu negocio depende enormemente de quien contratas y quién no. Tu rol como Director General es contratar a las personas correctas y ayudarlas a crecer y expandirse en su puesto para que puedan gradualmente liberando de la operación mientras agrega valor al negocio.

Los jugadores ¨A¨ tienen ciertas características en común, a continuación te comparto las principales:

  • Buscan ser medidos y ser evaluados, les encanta saber si están perdiendo o ganando en su puesto.
  • Tienen una gran necesidad interna de tener éxito, no necesitan estar externamente motivados por alguien pues traen las baterías incluidas.
  • Son personas muy comprometidas y les gusta la rendición de cuentas.
  • Son humildes y buscan que ser retroalimentados para mejorar.
  • Siempre te preguntan: ¿Qué más puedo hacer?, ¿Dónde puedo mejorar?, ¿Qué debo de aprender para continuar creciendo?.

6.- CONSTRUCCIÓN DE LA ESTRUCTURA DE LA EMPRESA.

Toda empresa opera siempre dentro de una estructura organizacional, tener una estructura te da orden y simplicidad para poder aprovechar las oportunidades. La estructura fundamental de un negocio es el organigrama porque define las funciones y responsabilidades clave así como las actividades y los resultados esperados. Una recomendación es que siempre construye un organigrama basado en funciones y no en personas.

7.- CREACIÓN DE CULTURA.

El Director General dicta el tono y el ritmo en la empresa por lo que él o ella es el mejor ejemplo del cultura de su empresa. Muéstrame una cultura deficiente y te enseñaré un Director deficiente. Tu Rol como dueño de tu negocio es primeramente articular los valores y la cultura de tu empresa y después actuar con congruencia con ellos pues eso generará el mejor ejemplo para seguirlos. La cultura tiene que ver con aquellas creencias y hábitos que nos permiten saber cómo debemos de comportarnos dentro de la empresa, son las reglas del juego que explican aquello que está permitido y aquello que no dentro de la organización, por eso es muy importante poderla comunicar y cultivar constantemente.

Espero que estas ideas te hayan sido de utilidad, si quieres saber cómo crear una empresa auto-gestionada visita nuestra página web: www.innovarte.mx

¡En Innovarte te ayudamos a expandir tu libertad empresarial!

Alejandro Valdés

Especialista en crecimiento de dueños de negocio

Alejandro.valdes@wpbrclientes.com