7 preguntas para determinar tus valores y alinear tu vida

7 Preguntas - valores “Los valores son sistemas de creencias que nos sirven especialmente para juzgar lo que está bien y lo que está mal en nuestras vidas; son nuestros juicios acerca de lo que vale la pena.”

Tony Robbins

Hace cerca de 7 años estaba de viaje en Miami con mi familia y decidimos ir a un centro comercial en el centro de la ciudad y mi hermana se empañaba a ir a las tiendas de ropa mientras que yo solo quería ir a las librerías, así que no pudimos ponernos de acuerdo sobre nuestro recorrido y decidimos vernos en la entrada a una determinada hora. Esta experiencia me hizo sobre el hecho de que cada persona tiene un conjunto de valores que nos permiten tomar decisiones y orientarnos en la vida pero este proceso se realiza a menudo de manera inconsciente.  Para mi hermana por ejemplo, estar a la moda y comprar ropa era su prioridad, mientras que para mí el buscar conocimiento y libros era lo más importante.

Los valores son principios o creencias cargadas emocionalmente que nos sirven para saber lo que es realmente importante en nuestras vidas. Por ejemplo para alguna persona lo más importante en su vida puede ser el éxito material y el ser millonario, mientras que para otra persona aquello que le da sentido a su existencia es la realización espiritual. Cada persona tenemos nuestro propio sistema de valores que momento a momento orientan y guían nuestras vidas hacia aquello que creemos que es lo realmente importante en la vida.

Nuestros valores se originan en nuestro proceso de desarrollo en donde nuestros padres, familiares, y la cultura influyen poderosamente al introyectar aquellas creencias que consideran que son valiosas con el fin de perpetuar a la sociedad. ¿No es verdad que en nuestra cultura valoramos al éxito, el dinero, el poder como algo deseable? Dichos valores entre muchos otros guían el discurso de toda nuestra cultura.

Si te hiciera la siguiente pregunta: Si tuvieras la capacidad de acabar con el hambre en el mundo, pero para hacerlo tuvieras que matar a un niño inocente, ¿lo harías? Tu respuesta depende de tus valores, muchas personas no lo haríamos ya que al hacer tal acción estaríamos transgrediendo a nuestros valores de respeto y justicia. Los valores determinan como reaccionamos en la vida.

Muchas personas no tienen claro sus valores y viven en disonancia con lo que realmente es importante para ellos y esto genera mucha insatisfacción, frustración y desidia. En cambio cuando una persona vive alienada con sus valores estará inspirada, emocionada y comprometida.

Algunos de mis valores más importantes en mi vida son el aprendizaje, el crecimiento y la contribución y durante varios años estuve un trabajo en el cual no podía vivir mis valores y era realmente frustrante para mí, me sentía desmotivado y poco inspirado pero cuando decidí dedicarme al tema de la transformación personal, mi vida dio un salto radical pues desde entonces me he sentido alineado con lo que realmente es valioso para mí y mi actividad en el mundo.

Para salir de la fragmentación en el cual muchas personas viven, entre aquello que valoran y la forma como viven o en que trabajan, el primer paso está en descubrir conscientemente tus valores para después poder tomar las decisiones que requieras para empezar a alinear tu vida. Aquí te propongo un breve ejercicio para descubrir lo que realmente es importante para ti. ¿Estas lista/o? Te pido que saques una hoja y anotes tus respuestas.

1.- ¿Cuáles son las actividades que más te llenan de energía y que te apasiona realizar? (Anota mínimo 3)

2.- ¿Para qué actividades siempre tienes tiempo? A pesar de que estés muy ocupada/o siempre te das tiempo para realizar esas cosas. (Por ejemplo ver a tus amigos, hacer ejercicio, leer) (Anota mínimo 3)

3.- Piensa en 3 personas que admiras profundamente y pregúntate: ¿Qué 3 cualidades tienen estas personas que me hacen admirarlas?

4.- Si tuvieras 100 mil millones de dólares en el banco, ¿Qué harías con tu vida? ¿A qué actividades te dedicarías?

5.- ¿Quién eres tú cuando eres la mejor versión de ti? ¿Qué cualidades manifiestas cuando estás en tu máximo esplendor?

6.- ¿Qué es lo más importante para ti en la vida? ¿Qué es lo que realmente vale la pena de la vida?

7.- ¿Cuál es tu sueño y anhelo más recurrente en tu vida? ¿Qué es aquello que sobre lo que constantemente piensas y deseas?

Revisa todas tus respuestas y suma aquellas que son iguales y parecidas y subraya aquella que sea la que más aparece de todas, ya que ella refleja a tus valores más importantes.

Ahora que ya conoces tus valores principales pregúntate: ¿Qué tanto tu vida refleja esos valores? ¿Qué tanto estás viviendo tus valores en tu vida? ¿Cómo podrías vivir más tus valores?

Espero que esta información haya sido de tu utilidad. Si tienes dudas o quieres compartirnos tus aprendizajes no dudes en contactarnos, en Innovarte estamos comprometidos con apoyarte con tus proyectos y metas.

Vive intensamente

Alejandro Valdés

Especialista en transformación humana

El poder de la autenticidad

Autenticidad

¨Antes que nada se verídico para contigo mismo y verás que como la noche sigue al día, no puedes mentirle a nadie¨

                                                                                        William Shakespeare

Una de las distinciones más importantes que hacemos en el programa Conciencia Alpha y que aprendí de las ideas de Werner Erhard es sobre el poder de la autenticidad para vivir una vida poderosa y plena.

Martin Heidegger el gran filósofo alemán fue quizá uno de los primeros pensadores en tomar este tema seriamente, él dijo que la mayoría de los seres humanos viven vidas inauténticas, es decir vidas que ellos mismos no eligieron vivir, circunstancias, decisiones y deseos que fueron impuestos principalmente por la sociedad, que nos hace vivir de manera automática y donde el SER se olvida de sí mismo y queda relegado a los condicionamientos socio-culturales.

Ser autentico significa ser REAL, significa ser genuino y verdadero, es tomar un verdadero contacto contigo mismo/a y tener el coraje de encararnos a nosotros mismos.

“Limpiar todo lo oculto y oscuro, para descubrir el mundo de modo propio”. Martín Heidegger.

La vida auténtica significa tener una existencia donde nos encontramos a nosotros mismos, donde tenemos consciencia de nuestra propia muerte, de que somos seres finitos y que solo estamos en este mundo de paso, que hemos venido a la existencia pero que algún día, no sabemos cómo ni cuándo, también la dejaremos. Ante la conciencia de nuestra propia muerte la vida cobra un nuevo sentido y las cosas realmente importantes cobran prioridad y aspectos tan superficiales como el ¨qué dirán¨ las otras personas, el encajar en ciertos prototipos sociales y la búsqueda materialista desenfrenada, dejan de tener tanta importancia y entonces la autenticidad comienza a emerger y con ella un sentido de responsabilidad más poderoso en el cual iniciamos a tomar decisiones por nuestra propia voluntad.

¿Qué beneficios tiene el vivir una vida auténtica?

Vivir con autenticidad trae poder, ya que solo aquellas personas que tienen el coraje de ser ellas mismas y expresarse en el mundo pueden vivir una existencia plena e intencional. Cuando una persona es auténtica esa persona es real, es vulnerable, es transparente, honesta y eso la hace ser influyente y poderosa.

¿Cuál es el camino que nos lleva a la autenticidad?

El principal obstáculo que tenemos los seres humanos es que no aceptamos el hecho de que somos inauténticos de pies a cabeza y que estamos educados para serlo, estamos entrenados para ocultar cosas, para no decir la verdad, para reprimir nuestras emociones y pensamientos íntimos. Muy pocas personas están dispuestas a admitir que en realidad les importa mucho lo que otras personas puedan pensar de ellas y mucho menos están hambrientos de reconocimiento de los demás y que harían casi cualquier cosa por conseguirlo.

Así pues el camino para ser auténtico radica en reconocer que soy inauténtico y al contactar con mi propia inautenticidad la puerta de la autenticidad se abre.

¿Cómo detecto una inautenticidad en mi vida?

Detecta áreas de tu vida donde no te sientas tú mismo/a y donde sientas falta de poder. Seguramente en dichas áreas estas teniendo una inautenticidad, ante eso ahora pregúntate: ¿Qué estoy ocultando o evadiendo o evitando? Indaga hasta llegar al fondo del asunto y una vez que hayas detectado la inautenticidad te sentirás más liberado y entonces y solo entonces podrás inventar algo nuevo para ti y para tu vida. En el momento en el que este parado en el reconocimiento de tu inautenticidad puedes crear algo nuevo que sea realmente autentico.

Deseo que esta información te haya sido de utilidad.

Vive intensamente

Alejandro Valdés

El perdón: Una forma de vivir libre y sin cadenas haca el futuro

Perdon

El perdón: Una forma de vivir libre y sin cadenas hacia el futuro.

¨El perdón es un regalo que te das a ti mismo¨

Suzanne Somers

Prácticamente en todas las enseñanzas religiosas y espirituales se enfatiza en el poder del perdón e invitan a todos los seguidores a practicarlo, sin embargo a pesar de su relevancia no podemos negar que en nuestra vida cotidiana es muy difícil ponerlo en práctica.

Un gran número de personas viven atadas a un conjunto de culpas y rencores del pasado que siguen cargando en el presente y que proyectan hacia el futuro y que se convierten en lastres para poder avanzar en la vida. Muchas personas viven esclavizadas a algo que les hicieron en el pasado o por algo que ellos hicieron en el pasado y que aún no han podido soltar, debido a que no saben que es el perdón.

El perdón es una de las acciones más poderosas que puede tener un ser humano, no cambia el pasado pero si agranda y mejora el futuro. El perdón es una decisión que surge de la comprensión, al saber que cuando tú perdonas a otro, tú te liberas del otro y cuando tú te perdonas a ti mismo(a), te liberas de ti.

El perdón realmente no se trata de la persona a la cual le decimos ¨te perdono¨, sino que se trata de la persona que perdona, ya que ella es la que se libera.

Para poder vivir una vida poderosa se requiere poder estar completo y entero en tus relaciones y contigo mismo y si las personas no son capaces de perdonar vivirán atados a su pasado sin espacio para poder crear algo nuevo para el futuro.

Imagínate que estas en una fiesta en el campo y que de pronto un oso salvaje se escapó del zoológico y llego al lugar donde te encontrabas y te ataco agresivamente de manera que te tienen que llevar al hospital por las mordeduras y las heridas que te provoca. Pregunta: ¿Le guardarías rencor al oso?

La mayoría de las personas responden que no y dicen que no debido a que piensan que el oso es un animal y no se da cuenta de lo que hace, sin embargo cuando alguien nos hace algo que nos daña, si somos capaces de guardar rencores durante años, debido a que les atribuimos una intención negativa. Qué tal si te dijera que las personas que te han hecho daño no se dan cuenta de lo que realmente hacían al igual que el oso y que entre más daño hace una persona, más dormida e inconsciente está.

Muchos seres humanos enfocados en su egoísmo son capaces de pasar por encima de otros con tal de obtener sus propios beneficios sin darse cuenta del daño que hacen a los demás pero nosotros al no perdonarlos nos volvemos esclavos de ellos ya que estaremos viviendo con rencores y remordimientos constantes y de tal manera perdemos nuestra libertad. Perdonar no se trata de someterse y dejar a que a uno lo pisoteen, perdonar se trata de saber poner límites pero sobre todo se trata de tener consciencia de que tener rencor hacia alguien que nos hizo daño es como clavarse un pica-hielos contra nosotros mismos, ya que las emociones negativas que generan esos estados no resuelven nada de la situación y solo la agravan. William Shakespeare decía ¨Odiar a otro es como tomarse un veneno y esperar que el otro se muera¨. Cuando odiamos o tenemos rencores y culpas en realidad no estamos resolviendo nada pero si nos estamos dañando a nosotros mismos.

Si el rencor o la culpa se quedan con nosotros, las circunstancias y las experiencias del pasado tienen poder sobre nosotros y nosotros perdemos el poder y nos volvemos víctimas. Cuando perdonamos, el poder regresa a nuestras manos y creamos un espacio libre para inventar un futuro nuevo y libre del pasado y la posibilidad de vivir una vida plena se hace presente.

Acción del perdón.

  • Haz una revisión de tus relaciones interpersonales y selecciona alguna en donde aún no hayas perdonado por completo, escoge una relación en donde aún no estés completo y sientas que aún tienes cierto grado de rencor o culpa (contigo mismo).
  • Escríbele una carta diciéndole lo que piensas pero sobre todo perdona, decide liberarte de esa persona al comprender que tuvo las mejores razones para hacer lo que hizo y que si te hizo daño es porque la persona estaba en un bajo nivel de conciencia y no se daba cuenta del daño que te hizo. Perdona, perdona y perdona.

Integridad: El estado de SER que hace que las cosas sucedan

Integridad“Antes que nada ser verídico para contigo mismo. Y así, tan cierto como que la noche sigue al día, hallarás que no puedes mentir a nadie”

— William Shakespeare

Muchas personas asocian la palabra integridad con algo moral que hace referencia al bien y al mal, sin embargo una de las ideas más fascinantes y transformadoras que he conocido es la noción de integridad generada por Werner Erhard (Creador del programa EST y ahora el foro Landmark), en la cual se dice que la integridad no tiene que ver con moralidad sino que tiene que ver con funcionalidad, con hacer que las cosas funcionen ya que sin integridad nada funciona.

El diccionario Webster define a la integridad como: ¨Aquello que está completo, entero, aquello a lo que no le falta nada¨.

Cuando nosotros observamos por ejemplo un puente que está roto o que le falta un tramo, podemos decir que el puente no tiene integridad y al no tenerla, el puente no funciona para lo cual fue realizado. Lo mismo ocurre con cualquier objeto material que no esté completo ya que al no estarlo pierde su poder y su consistencia y los diferentes elementos que lo componen se desintegran.

Los seres humanos tenemos un componente adicional a todas las cosas materiales e incluso a otros seres vivos como los animales: El lenguaje, el cual realmente es un factor que nos hace realmente humanos. Martin Heidegger el filósofo alemán dijo alguna vez que ¨el lenguaje es la casa del SER¨ y que los seres humanos vivimos inmersos en el lenguaje como los peces que viven en el agua no se dan cuenta de que habitan en ese medio, de la misma manera los seres humanos apenas y somos conscientes del efecto profundo que tiene el lenguaje en nuestras vidas ya que es gracias al él como podemos interpretar la realidad tal y como la percibimos.

Por lo tanto, ¿Qué es ser una persona de integridad?

Debido a que el lenguaje es fundamento sobre el cual nos constituimos como seres humanos, podemos decir que la integridad de una persona tiene que ver con su palabra. Para que alguien tenga integridad, la palabra de la persona deberá estar completa, entera y sin romper.

Integridad es honrar a tu palabra, lo cual significa:

  • Cumplir con tus promesas y acuerdos en tiempo y forma.
  • Cuando sepas que no podrás cumplir con tus acuerdos comunicar no lo harás y restaurar el daño en la medida de lo posible.

En el pasado a través de mis abuelos llegue a escuchar que ¨lo que más vale es la palabra de un hombre¨ ¨ese es un hombre de palabra¨ sin embargo con el transcurrir de los años he percibido que este tema del valor de la palabra ha perdido fuerza y es muy común ver a personas que empeñan su palabra y jamás la cumplen generando un estado de desconfianza en los otros y una pérdida de credibilidad que hace que no se pueda lograr algún resultado deseado.

Cuando las personas no tenemos integridad y no cumplimos con nuestra palabra (que es el medio principal a través del cual nos relacionamos con los demás), nuestra palabra no vale y las personas no creen más en nosotros pero principalmente nosotros dejamos de creer en nosotros mismos y hay una pérdida de poder personal muy fuerte que es muy difícil de recuperarse hasta que no se restaure la integridad.

La gran mayoría de las personas no se dan cuenta del impacto que tiene la falta de integridad en sus vidas y tampoco son conscientes de que esa es la principal causa del porque su vida no funciona.

Cuando tú declaras que eres una persona de integridad, es que tu palabra está completa porque tú cumples lo que prometes y lo que afirmas está en consonancia con la realidad.

Los principales beneficios que puedes obtener al convertirte en una persona con integridad son:

  • Tú estás en paz contigo misma y con otros.
  • Tienes una alta confianza en ti mismo/a, por qué crees en ti misma y sabes que lo que dices lo haces.
  • Las personas confían y creen en ti porque saben que lo que prometes lo cumples y generas un ambiente de funcionabilidad en donde tu estés.

Ejercicio:

1.- Piensa en un área de tu vida en donde experimentes falta de poder, libertad y donde no estés siendo tú mismo/a

2.- Pregúntate: ¿Estas cumpliendo u honrando tus promesas en esa área de tu vida? ¿Estás siendo honesto contigo mismo/a en ese aspecto?

3.- Habla con las personas que hayas afectado por tu falta de integridad y vuelve a comprometerte contigo mismo y con ellas haciéndoles saber que a partir de ahora estarás en Integridad.

Recuerda que la integridad es el fundamento para poder construir relaciones poderosas y sólidas, no solo con otros sino también contigo mismo/a, así que da el primer paso para convertirte en una persona de integridad y verás los resultados en tu vida.

Vive intensamente

Alejandro Valdés