Las 7 claves de la productividad personal

¨No necesitas trabajar más, necesitas definir mejor tu trabajo¨

David Allen

Acabo de terminar el libro las 52 claves de la productividad de David Allen y sentí la necesidad compulsiva de sintetizar algunos de los conceptos y herramientas más importantes que aprendí del libro con el fin de poderlas poner en práctica en mi vida pero sobre todo de que te sean de utilidad para tu vida profesional.

Casi todas las personas tienen sueños, anhelos e ideales, pero pocas personas realmente son capaces de hacerlos realidad, un escaso número de seres humanos tienen la habilidad de producir los resultados que ellos anhelan en su vida.

La productividad personal es la aptitud que tiene una persona para que un resultado deseado e imaginado se materialice en el mundo. Es la facultad de hacer posible que las intenciones se transformen en hechos concretos, por lo tanto a mayor capacidad de producir los resultados anhelados en estas tres dimensiones, mayor productividad tendrá una persona.

El arte y ciencia de la productividad personal debería de ser un tema vital para el sistema educativo actual, ya que de su comprensión y aplicación depende en gran parte nuestra calidad de vida y sobre todo nuestro progreso.

El objetivo del método enseñado por David Allen es lograr un estado de mente ¨como el agua en reposo¨. Al mantener nuestra mente limpia, transparente y tranquila, podemos concentrarla plenamente en las cosas que realmente son importantes para nosotros y así ser poderosamente efectivos.

Sin embargo lo que nos pasa a la mayoría de las personas es que en nuestras actividades cotidianas normalmente estamos o preocupados por algo, o ansiosos por algo del futuro o hay algo que jala a nuestra atención y no nos permite estar completamente presentes en lo que hacemos. Así que la clave para lograr elevar la productividad radica en aprender a liberar a la mente de las tareas pendientes y así permitirle enfocarse en planear y organizarse sobre lo que es realmente importante.

LA PRIMERA CLAVE para aumentar tu productividad es la de resolver temas pendientes de tu pasado: A nivel subliminal somos conscientes de todos nuestros compromisos y cuando no los hemos cumplido se genera una ansiedad interna que no nos permite tener claridad mental. Los compromisos incumplidos consumen combustible mental que luego no está disponible para otros usos.

Revisa y escribe los temas incompletos de tu pasado: ciclos sin cerrar, rencores, resentimientos, comunicaciones retenidas y genera un compromiso para completar estos temas, pide ayuda de ser necesario. El simple hecho de escribirlos y traerlos a la conciencia es un gran paso y lograr completar estos temas libera gran cantidad de energía.

LA SEGUNDA CLAVE para aumentar tu productividad es la de aprender a vaciar la mente: Sacar lo que tienes en tu mente y tomar decisiones sobre lo que tienes que hacer le da libertad a tu mente.

Escribe todos tus pendientes y cuestiones importantes en tu vida en estos momentos en papel o en tu computadora y captura tus pensamientos, el hecho de exteriorizar tus ideas en algo externo le permite a tu mente soltarlas y liberar espacio para otras actividades. Hacer esto es hacer una especie de limpieza mental que creará nuevos espacios.

LA TERCERA CLAVE para aumentar tu productividad es la de dejar de gestionar el tiempo y empezar a gestionar la atención: CAMBIO DE ENFOQUE = CAMBIO DE RESULTADOS. Cuando más específica sea tu intención, más expansiva será tu capacidad creativa para realizarla.

Peter Drucker decía que el trabajo más importante del trabajador inteligente es definir su trabajo y eso es lo que hacemos al hacer las siguientes preguntas para aprender a gestionar tu atención sobre los temas pendientes: 1.- ¿Cuál es mi intención o resultado que deseo producir? y 2.- ¿Cuál es mi siguiente acción? y escribe todas tus respuestas.

LA CUARTA CLAVE para aumentar tu productividad es la de organizar todas tus acciones y pendientes en categorías de proyectos en PERSPECTIVAS: El valor de las metas en el futuro es el cambio que producen en el presente. En la medida que tengas claridad de vision, tus decisiones y tus acciones irán en una dirección definida.

Genera un mapa de todos tus proyectos al ponerlos en perspectiva de la
siguiente manera:

Acciones (pista de aterrizaje): cualquier tarea que pueda hacerse en un mismo momento, en un mismo sitio y de una sola vez.

Proyectos (3.000 metros): cualquier resultado que necesite de más de una acción para poder realizarlo.

Áreas de enfoque y responsabilidad (6.000 metros): definen con qué estamos comprometidos en nuestro día a día, es decir, nos muestran los compromisos que hemos adquirido, tanto con nosotros mismos como con otras personas.

Metas y objetivos (9.000 metros): definen dónde queremos llegar y cómo vamos a llegar ahí.

Visión (12.000 metros): sirve para tener claras las líneas generales de nuestra existencia, lo que encaja y lo que no encaja en nuestra vida y, especialmente, qué es lo que queremos tener en nuestra vida a largo plazo (más de un año, o incluso más de dos años).

Propósito y principios (15.000 metros o más): el propósito es la definición de por qué hacemos lo que hacemos y los principios son los comportamientos que nos rigen, los valores que queremos respetar sí o sí en cualquier situación.

LA QUINTA CLAVE para aumentar tu productividad es la de hacer una revisión semanal de todos tus pendientes y organizar tu semana: Es posible acallar a esa molesta parte de tu mente que te mantiene inquieto pero para eso hay que dedicarle 1 hora semanal para mantenerte al día con tus proyectos.

Tendemos a olvidar nuestras intenciones por eso necesitamos un sistema semanal para evitar que las cosas se vayan al fondo de nuestra mente por eso te invito a que religiosamente hagas el siguiente proceso cada inicio de semana:

1.- Recopilar o capturar: Escribe con el objetivo de conseguir que todas tus preocupaciones, ideas, tareas, pensamientos antes de iniciar la semana.

2.- Procesar: De todo lo que has recopilado toma la decisión de que acciones harás, cuales delegaras, cuales eliminarás y cuales postergaras.

3.- Organizar: todo lo que hemos procesado tiene que ir a algún sitio organizado de cierta forma concreta, de preferencia utiliza tu calendario o algún otro sistema como Asana para agendar tus acciones.

4.- Hacer: Ir a la acción con los compromisos bien afinados.

5.- Evaluar: Revisar los resultados, extraer aprendizajes y volver a iniciar con el paso 1.

El aplicar estas claves a nuestra vida nos permitirá tener mayor control y productividad y sobre todo mayor paz mental, recuerda que el poder personal es proporcional a la capacidad de relajación.

Vive intensamente.

Alejandro Valdés

¿Por qué los emprendedores deben de trabajar menos para ser más productivos?

¨La inteligencia de la naturaleza funciona con toda facilidad, con despreocupación, con armonía y con amor y cuando aprovechamos las fuerzas de la armonía, la alegría y el amor, creamos éxito y buena fortuna con gran facilidad. ¨

 Lao-TSE

Después de casi 9 años como emprendedor y de estar por mi cuenta en el mercado, apenas he aprendido una gran y valiosa lección, me he dado cuenta que gran parte de los emprendedores apasionados que seguimos nuestros sueños caemos en una trampa: la trampa de estar excesivamente ocupados, de hecho muchos de nosotros nos volvemos ¨Workaholics¨ porque nos gusta lo que hacemos y trabajamos sin descanso, incluso hay una especie de orgullo personal al sentir que estamos trabajando demasiado duro.

Hasta cierto punto al inicio de tu proyecto es normal trabajar mucho, ya que haces demasiado número de actividades pero con el paso del tiempo y conforme tu proyecto crece, se va formando el hábito de saturarse de actividades, trabajar hasta altas horas de la noche y no descansar y muchos emprendedores hacen de este ritmo su forma habitual de operar en su vida.

Las consecuencias de caer en esta trampa son desastrosas:

  • Agotamiento y ¨burn out¨
  • Perdida de la motivación y empuje por sentirse cansado
  • Poco tiempo para estar con la familia y los seres queridos
  • Bajo nivel de concentración y un sentido de prisa interna permanente

La gran lección que aprendí para salir de esta trampa es la de aprender a descansar al usar la ley del mínimo esfuerzo. Si observamos a la naturaleza veremos que ella utiliza un esfuerzo mínimo para funcionar, la hierba no tiene que hacer ningún esfuerzo para crecer; sencillamente, crece. Los peces no se esfuerzan para nadar; sencillamente, nadan. Las flores no hacen ningún esfuerzo para abrirse; sencillamente, se abren, las aves no se esfuerzan para volar; sencillamente, vuelan. Ésa es su naturaleza intrínseca.

Los emprendedores al usar esta ley debemos únicamente de enfocarnos solo en aquellas cosas que realmente nos apasionan y que hacen crecer al negocio, mientras aprendemos a delegar el resto y sobre todo nos damos el tiempo para descansar.

Cuando tomamos tiempo libre y dejamos de trabajar, recargamos nuestras baterías físicas y mentales. El cuerpo descansa con el reposo y la mente descansa con el cambio de enfoque, así que al darte un espacio para no estar pensando en el trabajo, tu mente se renueva y obtienes mayor claridad y creatividad para cuando regreses a trabajar.

Cuando nos encontramos relajados, concentrados y enfocados, somos mucho más productivos que si hacemos las cosas cansados, aburridos y preocupados, así que hay que cambiar el viejo paradigma que nos dice: ¨Tienes que trabajar duro para ser exitoso¨ por el paradigma ¨Tienes que trabajar menos pero tienes que trabajar mejor para ser exitoso¨, recuerda que una mente cansada es la pesadilla del emprendedor.

La clave para salir de la trampa del emprendedor es: Trabajar en menor cantidad para hacerlo en mayor calidad y descansar para renovarse mental y físicamente. En el siguiente cuadrante te explico las posibles maneras de trabajar que podemos tener:

La zona - productividad

Si queremos crecer más en nuestro negocio y vida debemos de enfocarnos en el cuadrante II al que le llamo ¨la zona¨ ya que en ese lugar nos encontramos relajados pero concentrados y podemos hacer las cosas mejor para producir grandes resultados, ya que estar PRESENTE y CON CLARIDAD te hace crecer EXPONENCIALMENTE.

Te comparto 2 tips para operar desde el cuadrante II:

1.- Restríngete a solo 3 actividades importantes al día, en vez de hacer muchas cosas enfócate en solo 3 cosas que realmente sean trascendentales en tu trabajo y delega lo demás. Restringir tu trabajo a solo 3 cosas hace que cambies la cantidad por la calidad y hace que tu mente se enfoque más y así puedes hacer menos pero ser más estratégico y producir más.

2.- Tomate 1 día como mínimo adicional de 24 horas sin trabajar y ocupa tu día para hacer cosas que te encantan hacer pero que no tienes normalmente tiempo; hacer ejercicio, estar con tu familia, viajar, ir al cine, etc. Al hacer esto tu mente se rejuvenecerá y estarás más fresco para regresar al trabajo y hacerlo crecer.

Espero que estas ideas te sean de utilidad, a mí en lo personal me han servido muchísimo para estás más concentrado y relajado. Como dice Dan Sullivan: ¨En lugar de ver el tiempo libre como una recompensa, véalo como una condición previa necesaria para el éxito¨. En Innovarte nos especializamos a ayudar a jóvenes emprendedores a crecer en su negocio y en su vida 10X , si quieres saber cómo trabajar menos y ser más estratégico contáctanos y nosotros te ayudamos a hacerlo.

Vive intensamente.

alejandro.valdes@innovarte.mx

Alejandro Valdés

 

El método que focalizó a Google

Un objetivo sin un plan es sólo un deseo- Antoine de Saint-Exupéry

Uno de los grandes retos de los emprendedores es decidirse y comenzar. El siguiente sin duda, es ejecutar esos sueños, ideas, planes y metas sin perder el rumbo.

He tenido la oportunidad de ver como grandes ideas emprendedoras, se pierden en el horizonte del tiempo, se transgiversan, se confunden o se suman a un puñado más de conceptos perdiendo así su esencia.

No importa el tamaño, la industria o el giro de la empresa, son muchos los emprendedores que no tienen definido el destino y en consecuencia, no hay un camino claro. Diría el gato de Alicia en el país de las Maravillas: “Sino sabes donde vas, poco importa el camino que tomes”.

Y es así como encuentras empresas sin un modelo de negocios definido, vendiendo a todos sin un mercado meta, haciendo “alianzas” que más bien fueron oportunistas o haciendo negocios en un entorno muy lejano al soñado ¿te ha pasado? Me parece que en algún momento todos los emprendedores hemos sido víctimas de este mal.

Recientemente en mi búsqueda por priorizar y tener claras mis tareas diarias, rescaté una metodología que me ha focalizado y dirigido a mis objetivos emprendedores. Este método es muy sencillo, sin embargo efectivo y poderoso pues muchas empresas lo han utilizado de manera exitosa como Google, LinkedIn, Oracle, Twitter , etc.

Los OKR´s por sus siglas en inglés (Objective and Key Results) Objetivos y Resultados Clave, es una manera de organizar tu negocio, tu vida, tu equipo o cualquier otro proyecto.

Es una muy buena forma de focalizarte, establecer prioridades, alinear al equipo al objetivo deseado y medir el progreso a través de resultados.

Fueron desarrollados e implementados por primera vez por Andrew Grove, entonces Presidente de Intel en los años 70´s y popularizados en 2014 gracias a la exitosa implementación en Google que los orienta desde entonces.

Los OKR´s están conformados por un OBJETIVO,  que es el fin último que nos dicen a donde ir. Recuerda que estos deben ser SMART, es decir: eSpecíficos, Medibles, Alcanzables, Realistas y tener un Tiempo definido.

Los RESULTADOS CLAVES serán las acciones necesarias que nos indiquen cómo llegar. Así pues, cada objetivo requerirá de resultados claves para su logro.

Por ejemplo: Imagina que vendes muebles por internet y que en este trimestre quieres aumentar los ingresos a 1 millón. Tus resultados claves podrían entonces ser:

  • Hacer una campaña de publicidad en redes sociales
  • Mejorar tu página web
  • Posicionar en Google tu producto
  • Tener 10 nuevos prospectos de gran tamaño

*Es importante aclarar que para que esta metodología funcione, es primordial tener claros nuestros objetivos, primordialmente Misión o Propósito y tu Visión, el cual puedes definir a través de un ejercicios de planeación estratégica.

Si ya estás convencido en poner a prueba este sencillo método, debes considerar estas reglas sobre los OKR´s:

  • Establece tus OKR´s de manera anual y trimestral:
    Este es el tiempo ideal en donde puedes conseguir un logro significativo, además que son los mismos períodos que se utilizan para evaluar a las empresas.
  • No tengas demasiados:
    Idealmente establece un máximo de 3 a 5 objetivos con 3 ó 4 resultados clave cada uno en un periodo de 3 meses. Tener más puede convertirse en un gran distractor de las cosas realmente importantes.
  • Haz que sea desafiantes:
    Procura que te inquieten y te reten a tí mismo, pues pensar en grande te dará resultados igual de grandes.
  • No olvides que sean medibles:
    Los OKR´s necesitan tener un número para no perder su objetividad y así ser evaluados. Normalmente se utiliza una escala de 0-100% y se consideran LOGRADOS al cumplir el 70-80% de la meta.
  • Compártelos con todo tu equipo y dales seguimiento:
    No olvides hacerlos visibles y del conocimiento de todo tu equipo. Revísalos de manera continua y comunica también los resultados. Una vez completados, establece nuevos OKR´s.

Déjame darte una última herramienta para ponerlos en práctica ahora mismo. Descubrí esta maravillosa heramienta ideal para las empresas: weekdone.com cuenta con una aplicación móvil en donde podrás dar seguimiento a tu empresa, tu departamento, tu equipo y tus propios objetivos. Tiene una versión gratuita e ilimitada conveniente para empresas pequeñas (hasta 3 colaboradores) y una versión pagada para equipos más grandes.

Recuerda que serán útiles siempre y cuando tengas definidos tus objetivos como empresa, sin aún no estás en este punto o tienes dudas sobre su implementación, te invito a contactarte con los especialistas de Innovarte info@innovarte.mx

Espero que esta información sea de utilidad y recuerda que ¡sino te da miedo quizá nos estás pensando lo suficientemente GRANDE!

Laura Cortés
Especialista en Transformación Empresarial

Cómo ser INTENCIONAL y expandir tu FUTURO

Intencional

“Inmanente en toda intención y en todo deseo está el mecanismo para su realización¨

Deepak Chopra

Recientemente estaba en una junta de negocios cuyo objetivo era el de abrir una oportunidad de colaboración entre una empresa e Innovarte y después de varias de horas de reunión me di cuenta que solo habíamos dado vueltas sobre diferentes ideas pero no habíamos logrado llegar a nada concreto y al salir de la junta me puse a reflexionar sobre la pérdida de tiempo y de recursos que habíamos tenido y tome conciencia sobre la falta de intencionalidad que tuvimos antes de entrar a la junta y como afecto para que tuviéramos pobres resultados.

Ser intencional significa tener un propósito claro, un fin a lograr mientras conoces la importancia de aquello que estás haciendo.

Cuando no tenemos intencionalidad en nuestras vidas somos presa de la confusión, la falta de claridad y la perdida de enfoque, así que terminamos subyugados a otras influencias más fuertes que las nuestras. En el libro Alicia en el país de las maravillas hay una frase que dice ¨cualquier camino es bueno para aquel que no sabe a dónde va¨, la cual refleja claramente lo que nos sucede cuando no tenemos un propósito claro. Cuando no sabemos nuestro rumbo somos como un barco a la deriva en medio del océano, que ha perdido de vista el faro que lo guía y que se encuentra expuesto a las diferentes corrientes del mar que terminarán llevándonos hacia un fin incierto.

La falta de intencionalidad hace que en nuestras vidas terminemos viviendo en función de los deseos e intereses de otras personas y acabemos haciendo cosas que realmente no anhelamos hacer y así detenemos nuestro crecimiento.

James Allen, el autor de “Cómo el hombre piensa” dice, “Las personas están ansiosas por mejorar sus circunstancias, pero no están dispuestas a mejorar su vidas; por lo tanto permanecen estancados.”. Desafortunadamente un gran número de seres humanos al no tener claridad en sus vidas dejan de tener la energía necesaria para superarse y mejorar su calidad de vida.

Jimh Ron dijo “usted no puede cambiar su destino de la noche a la mañana, pero si puede cambiar el rumbo de la noche a la mañana¨ y para cambiar nuestra dirección en la vida necesitamos iniciar por desarrollar el poder de la intención. El crecimiento no ocurre por sí solo, para llegar a donde queremos llegar primero necesitamos tener claro que es lo que queremos, este es el primer paso para iniciar el camino hacia el logro de nuestras más profundas aspiraciones.

¿Qué tan intencional eres en tu vida? ¿Tienes objetivos claros? ¿Asumes la responsabilidad de tu vida o esperas a que simplemente las cosas ocurran por si solas?

Recientemente estaba leyendo biografía de Leonardo da Vinci y me sorprendió la gran cantidad de temas que llego a dominar en su vida, muchos lo llaman ¨el hombre universal¨ por su gran versatilidad y maestría en una vastedad notable de temas del ámbito humano, pero lo que más me sorprendió es que él llevaba un diario en el cual todas las noches escribía lo que quería aprender en el siguiente día y eso lo hacía estar enfocado en lo que quería lograr y eso fue un factor clave que lo hizo tan efectivo.

Mientras más claro te encuentres en una situación dada o en cualquier proyecto, mejor y más rápido será el resultado que lograrás. La persona con la intencionalidad más alta y fuerte en cualquier situación tenderá dominar e influir.

El crecimiento en nuestra vida inicia con desarrollar una mentalidad intencional ya que al hacerlo y tener claridad nos volvemos como un rayo láser en donde nos podemos concentrar y enfocar todos nuestros recursos para obtener el fin deseado, ya que de lo contrario nuestras capacidades se manifestaran dispersas y desintegradas. Tony Robbins le llama al proceso de ser intencional, la concentración de poder, ¨cuando nos concentramos en la mejora de cualquier aspecto de nuestra vida, desarrollamos singularidades acerca de cómo mejorar ese ámbito en general, una de las razones por las que pocos alcanzan lo que realmente desean es que nunca dirigimos nuestro foco de atención hacia un punto concreto, nunca concentramos nuestro poder.¨

Para ser más efectivo en tu vida personal y laboral es fundamental ser intencional y tener claridad. Para formar dicho hábito quiero compartirte una herramienta que aprendí de Dan Sullivan que se llama el Impact Filter que te permite entrar con un gran nivel de intencionalidad y enfoque a cualquier proyecto para sacar el mayor beneficio posible:

1.- PREGUNTATE: ¿Qué quieres lograr? ¿Cuál es el propósito de este proyecto? ¿Cuál es la mayor diferencia que este proyecto hará en tu vida laboral y personal? Y ¿Cómo se ve este proyecto terminado? Describe no solo los detalles más concretos, sino cómo te sentirías en esta situación

2.- PIENSA EN EL PEOR Y EN MEJOR ESCENARIO: Pon a trabajar a tu imaginación al capturar cada resultado lo más detallado que puedas. Una vez que hayas terminado, sentirás que estás viviendo esas experiencias de éxito y de derrota y esto detonará la energía para evitar el peor escenario y establecerá el compromiso para tomar acción y hacer que lo que deseamos suceda.

3.- PIENSA EN LOS CRITERIOS DE ÉXITO: ¿Qué tiene que ser cierto para que este proyecto sea exitoso? Piensa en todas las acciones que se deben de tomar, en los resultados que se deben de obtener, las decisiones que se deben de haber tomado para que eso que deseas se haya vuelto realidad, entre más específico mejor ya que es como darle la dirección adecuada a tu mente para que te ayude a llegar a ese lugar.

Este proceso es más efectivo si lo escribes manualmente ya que hace que tus respuestas sean el filtro y el marco de percepción que haga que puedas ser más efectivo en producir los resultados que deseas.

Todo crecimiento personal inicia con establecer lo que quieres lograr y ser intencional, el principio radica en marcar tu propio norte y empezar a caminar hacia el con propósito y dirección, recordando siempre que el pasado no es igual al futuro y que siempre podemos aspirar y hacer posible que tengamos un FUTURO más GRANDE, más INSPIRADOR y más APASIONANTE.

Vive intensamente.

Alejandro Valdés

5 hábitos para ser poderosamente efectivo en tu trabajo

5 Hábitos para ser efectivo

¨La eficacia es una disciplina que puede aprenderse y debe conquistarse¨

Peter Drucker

Acabo de terminar de leer el libro ¨El ejecutivo eficaz¨ de Peter Drucker y me gustaría compartirte mis aprendizajes para que puedas ser más efectivo en tu trabajo y así alcanzar tus objetivos tanto personales como profesionales. Peter F. Drucker (1909 – 2005) fue un pensador austriaco considerado el padre del Managment moderno que durante más de 65 años como consultor de negocios nos legó un conjunto de conocimientos extremadamente valiosos y oportunos para todos los emprendedores y ejecutivos de nuestra era.

El autor menciona que a lo largo de su experiencia ha descubierto que los ejecutivos eficaces a diferencia de las personas comunes y corrientes, son aquellos que se enfocan principalmente en 2 cosas:

1.- Resultados

2.- Contribución

Las personas altamente efectivas son aquellas que hacen que las cosas sucedan, producen los resultados deseados y necesitados mientras son una fuerza de contribución para generar valor en el mercado.

La efectividad es un hábito, es la suma de acciones repetidas a lo largo del tiempo que producen los resultados deseados, por lo tanto es algo que puede aprenderse y dominarse y para ellos se requiere del desarrollo de los 5 hábitos mentales del ejecutivo efectivo.

HÁBITO 1 DE LA EFECTIVIDAD: DOMINIO DEL TIEMPO.

El tiempo es el recurso no renovable y más escaso que tenemos por lo que a menos que lo administremos bien no podremos dominar ninguna otra cosa. El primer paso para lograrlo consiste en hacer un análisis de la manera en como estamos invirtiendo nuestro tiempo laboral actualmente, así que anota todas las actividades que haces normalmente en 1 semana común y calcula el número de horas aproximadas que dedicas a realizar dichas actividades. Revisa cada actividad y pregúntate:

  1. ¿Qué pasaría si esta actividad no se realizara en absoluto? Si la respuesta es, no pasa nada,  entonces debemos  de ELIMINAR dicha actividad.
  2. ¿Cuáles de mis actividades podrían ser desempeñadas tan bien por otro como por mí, si no  es que mejor? Aquellas actividades que encajen con la respuesta a esta pregunta deben de ser DELEGADAS a otra persona.
  3. ¿Qué actividades yo y solo yo puedo hacer, que de hacerlas correctamente resulta en una notable contribución para la empresa? Aquellas acciones que resulten de esta pregunta deberían de ser nuestra PRIORIDAD a la cual deberíamos de enfocarnos primordialmente.

HÁBITO 2 DE LA EFECTIVIDAD: CONCENTRARSE EN LAS METAS Y EN LA CONTRIBUCIÓN

La clave para la efectividad radica en la saberse CONCENTRAR, en dedicar todos nuestros recursos a la realización de actividades valiosas para la empresa pero debemos de realizar solo 1 acción a la ves iniciando con la más importante.

Aquellos que se enfocan en los esfuerzos y en las actividades son subordinados pero aquellos que se enfocan en los resultados y en la contribución son ejecutivos efectivos. Así que pregúntate constantemente:

¿Por qué me pagan?, ¿Qué resultados se esperan de mí?, ¿Cómo puedo aportar algo significativo que influya en los logros de la empresa?, ¿Cómo puedo justificar mi inclusión en la nómina de personal?

Si aprendes a enfócarte y actuar constantemente en función de las metas y la contribución y serás efectivo en tu trabajo.

HÁBITO 3 DE LA EFECTIVIDAD: DESARROLLA LAS FORTALEZAS DENTRO DE TU EMPRESA

Tienes que aprender a desarrollar tus fortalezas y las de la gente que trabaja para ti. Si trabajas con otras personas mira de destacar sus atributos y no sus debilidades para obtener mejores resultados. Nadie es fuerte en todas las áreas, la clave es ocupar las fortalezas tuyas y de los colaboradores en donde se necesitan. Sé como Andrew Carnegie en cuyo epitafio dice: ¨Aquí yace un hombre que supo elegir subordinados más capaces que él mismo¨, así que atrévete a trabajar con gente con fortalezas diferentes a las tuyas y concéntrense en desarrollar sus fortalezas.

¨Un verdadero jefe comienza por aclarar que es lo que cada individuo puede ejecutar bien y luego hace que cada uno a haga lo que le corresponde¨   Peter Drucker

HÁBITO 4 DE LA EFECTIVIDAD: TEN CLARAS TUS PRIORIDADES

El ejecutivo efectivo debe de desechar constantemente el pasado y debe de comprometer sus recursos actuales con miras en un futuro más GRANDE, así que establece objetivos y métricas sobre lo que quiere lograr.

¨Todo lo nuevo es difícil al inicio pero solo el sistemático abandono de lo antiguo es la única manera de impulsar lo nuevo¨ Peter Drucker

Para ser efectivos necesitamos tener la VALENTÍA para proyectarnos hacia el futuro y enfocarnos en hacerlo realidad, ya que como el mismo Drucker dice ¨la única manera de predecir el futuro es creándolo¨, así también debemos de constantemente estar fijando nuestro rumbo y nuestra dirección. El éxito depende de la valentía de lanzarse en pro de las oportunidades, así que las personas efectivas eligen de manera distinta.

Personas efectivas

HÁBITO 5 DE LA EFECTIVIDAD: TOMAR DECISIONES EFECTIVAS

Toda decisión es como una operación quirúrgica, siempre entraña un riesgo. Por lo que toda persona eficaz toma decisiones acertadas, ese es su trabajo y para poder saber tomar decisiones es clave tener un objetivo.

Constantemente pregúntate:

¿Qué pasaría si no hacemos nada?, si la respuesta es que todo se arreglará por sí mismo no es necesario intervenir.

¿Vale la pena seguir haciendo esto?, si la respuesta es no, es el momento de tomar una decisión.

Evalúa constantemente, reflexiona y analiza antes de tomar una decisión, las mejores decisiones son aquellas que son reflexionadas y evaluadas en función de los resultados a lograr.

La efectividad personal es algo que puede aprenderse y requiere de auto-disciplina para que se vuelva realidad, sin embargo nuestra realización y el logro de nuestros sueños depende de ello, vale la pena hacer el esfuerzo. Si quieres profundizar en estas ideas te invito a leer el libro o a dejarme tus comentarios y preguntas, también puedes buscar apoyo de un especialista en Innovarte podemos donde queremos ayudarte a llevar a tu negocio al siguiente nivel.

¡Vive intensamente!

Alejandro Valdés

Especialista en transformación humana